21.1 C
Huarmey
domingo, abril 21, 2024
spot_img

Huarmey: Aún se recuerda terremoto del año 1970 que destruyó la ciudad

Plaza Huarmey 1930-1970

Un día como hoy, el 31 de mayo de 1970, lo que empezó a las 3:25 de la tarde como un simple temblor, se desencadenó en un terremoto de cerca de 8 grados  que remeció toda la provincia de Huarmey y parte importante de la costa y sierra del centro y norte del Perú. El epicentro de ese fatídico domingo 31 de mayo de 1970 se localizó a 80 kilómetros mar adentro, frente a Chimbote (Ancash)

En Huarmey se sintió fuertemente (dicen que fue a escala VII de intensidad de un máximo de VIII), destruyéndose completamente casi el 90% de las viviendas construidas en su mayoría de material de adobe y cañas(quinchas), la iglesia matriz se cayó casi en su totalidad cuyo reloj de la torre perennizo la hora de la tragedia , lo mismo sucedió con la sede de la municipalidad distrital que termino en ruinas y los 3 centros educativos se destruyeron completamente.

A esa hora de la tarde nadie podía imaginar la tragedia, la gente salió despavorida de sus casas en busca de sus familiares en su mayoría niños que a esa hora se encontraban disfrutando de una tarde matinal en los dos cines que habían en Huarmey.

Las calles de la ciudad se ensombreció de una intensa polvareda, que formó una inmensa nube gris que cubrió todo el cielo de Huarmey. 

También algunos de los sobrevivientes de esta tragedia, recuerdan que tal era la fuerza del movimiento telúrico, que la tierra en algunas partes de la ciudad se abrió y salió borbotones de agua negra y espesa de las profundidades, lo mismo que en el valle de Huarmey se desprendieron enormes rocas de los cerros y aplastaron viviendas enteras.

En el Puerto de Huarmey y en la caleta Culebras tambien sufrieron intensos maretazos que destruyeron las embarcaciones pesqueras artesanales.

Las replicas después del terremoto, se sucedieron cada tres minutos con diferentes grados de intensidad y  familias enteras tuvieron que improvisar carpas en la intemperie para guarecerse de la tragedia, y en la noche se originó una intensa llovizna que se sucedió hasta la madrugada después del sismo.

Si bien todas las ciudades costeñas y serranas en un 95% del departamento  de Áncash terminó en ruinas, en Huaraz la catedral principal, los colegios y las plazas quedaron destruidos completamente y en  Yungay la ciudad desapareció del mapa nacional en solo unos minutos, tras un apocalíptico aluvión.

Por todo lo sucedido en nuestro departamento, es necesario estar prevenidos y participar en los simulacros que vienen realizándose a nivel nacional para estos tipos de desastres naturales.

TAMBIEN TE PUEDE INTERESAR

- Advertisement -spot_img
- Advertisement -spot_img
- Advertisement -spot_img

ÚLTIMAS NOTICIAS