Inicio Artículos Destacados Casma: Unesco define hoy si declara a sitio arqueológico Chankillo como Patrimonio...

Casma: Unesco define hoy si declara a sitio arqueológico Chankillo como Patrimonio de la Humanidad

En las próximas horas se conocerá la decisión del Comité del Patrimonio Mundial de la Unesco sobre la postulación del centro ceremonial y observatorio solar de Chankillo, ubicado en la costa de Áncash, para ser declarado Patrimonio de la Humanidad.

Los miembros del Comité de Patrimonio Mundial de la Unesco se reúnen en China y junto a Chankillo evaluarán las candidaturas del sitio Roberto Burle Marx, ubicado en Brasil; y la iglesia de Estación Atlántida, en Uruguay.
Todas estas propuestas están pendientes desde 2020, cuando la Unesco se vio forzada a cancelar su cita anual por las condiciones sanitarias mundiales derivadas de la pandemia de la covid-19.
Eso supuso que la cuadragésima cuarta sesión del Comité del Patrimonio Mundial se convirtiese en una versión extendida en la que no solo se evalúan las candidaturas del año en curso sino también las que no se pudieron juzgar el año pasado.
Las sesiones tienen su sede en la ciudad suroriental china de Fuzhou, pero con la pandemia todavía activa, se desarrollan, en su mayoría, de forma virtual.

Centro ceremonial

Perú presenta el complejo arqueológico de Chankillo, en el que los investigadores apuntan a que se llevaron a cabo observaciones astronómicas directas entre los años 500 y 200 antes de Cristo, siguiendo el movimiento anual del Sol para regular festividades religiosas y otros eventos estacionales.
Situado cerca de la costa, a unos 365 kilómetros al norte de la ciudad de Lima, el observatorio se distribuye en tres sectores que cubren unos cuatro kilómetros cuadrados en los que se hallan 13 torres, un templo circular y una plaza, construidos con tierra y barro.
De él, las autoridades del país andino destacan que es “único a nivel mundial” debido a que, a diferencia de otros antiguos observatorios, Chankillo abarcaba la totalidad del ciclo solar anual.
El complejo arqueológico consta de un centro ritual que también cumplía la función de fortaleza y unas torres en un cerro al frente con el que se marcaban las posiciones del sol.
En la fortaleza de Chankillo hay un lugar desde el que se puede ver estos movimientos del firmamento. Según los investigadores, la existencia de otros observadores con igual tecnología recién se ha registrado y conservado siglos después.