Inicio Artículos Destacados Nuevo sistema de campeonato Copa Perú regirá este año

Nuevo sistema de campeonato Copa Perú regirá este año

Pues bien, aquella propuesta de torneo fue hecha por el chileno Leandro Shara, contador, auditor y consultor deportivo que representa a la empresa MatchVision, la cual ha ideado formatos para diversos campeonatos domésticos e internacionales, como la transformación del modelo del competencia en el fútbol de Costa Rica, así como el asesoramiento a federaciones y organismos internacionales (como la Conmebol, la UEFA y el Comite Olímpico Internacional) y de donde salió el conocidísimo Sistema Leandro Shara, el cual apunta a un revolucionario formato para los mundiales de fútbol con 36 selecciones clasificadas.

La sugerencia de Leandro Shara, que tuvo aceptación en la FPF y que recién se va a oficializar en el mes de marzo (iba a ser este fin de semana pero que no fue posible por motivos de fuerza mayor -no podrán estar los 25 presidentes departamentales-), se dio a conocer en DeChalaca Radio y acá, paso a paso, la empezamos a desmenuzar.

Tras un certamen mucho más descentralizado se conocería al campeón de la Copa Perú, el mismo que accede a la máxima categoría del fútbol peruano (Foto: Iván Carpio / DeChalaca.com)

Etapa Nacional: Primera Fase
Como ya se señaló, a la nueva Etapa Nacional de la Copa Perú van a clasificar 50 equipos: los campeones y subcampeones de cada una de las 25 ligas departamentales. Esta instancia del “fútbol macho” debe arrancar a mediados de setiembre, época en la que normalmente se acostumbraba a jugar la Etapa Regional. Su modo de disputa será así:

– En la Primera Fase los 50 equipos van a disputar solo seis partidos, pero estos no van a estar agrupados en diferentes regiones, como siempre se ha estilado en la Etapa Regional, sino todos van a puntuar y se van a regir a una tabla de posiciones general que utiliza los siguientes criterios:

1. Mayor cantidad de puntos.
2. Mayor cantidad de puntos relativos (que nacen de multiplicar los puntos ganados a cada rival por los puntos obtenidos por ese rival específico).
3. Mejor diferencia de goles.
4. Mayor cantidad de goles a favor.
5. Mejor campaña de visita utilizando los mismos criterios solo para los partidos en esa condición:
a) Mayor cantidad de puntos de visita.
b) Mayor cantidad de puntos relativos (que nacen de multiplicar los puntos ganados a cada rival de visita por los puntos totales obtenidos por ese rival específico).
c) Mejor diferencia de goles de visita.
d) Mayor cantidad de goles a favor de visita.
6. Puntos logrados en el primer tiempo (considerando como resultado final solo al score de los primeros tiempos).
7. En caso de mantenerse la igualdad se aplicará sorteo.

– Los 25 campeones departamentales jugarán ante el subcampeón de su departamental y ante otros dos subcampeones geográficamente cercanos. Los duelos son de ida y vuelta (seis fechas).

– Los 25 subcampeones departamentales solo jugarán ante campeones: el de su departamental y ante otros dos campeones geográficamente cercanos. Los duelos son de ida y vuelta (seis fechas).

– Acá un ejemplo de cómo serían estos emparejamientos:

. Fecha 1: Tumbes 1 es local ante Lambayeque 2
. Fecha 2: Tumbes 1 es visita ante Piura 2
. Fecha 3: Tumbes 1 es local ante Tumbes 2
. Fecha 4: Tumbes 1 es visita ante Tumbes 2
. Fecha 5: Tumbes 1 es local ante Piura 2
. Fecha 6: Tumbes 1 es visita ante Lambayeque 2

– Un detalle importante es que los campeones y subcampeones no necesariamente se van a enfrentar a las mismas departamentales, como podría sugerir el ejemplo que figura líneas arriba. En ese sentido, así como a Tumbes 1 le podría tocar Lambayeque 2 y Piura 2 (además de Tumbes 2), a Tumbes 2 (además de Tumbes 1) le podría tocar Lambayeque 1 y Amazonas 1. Esta combinación es la que garantiza que los 50 participantes consigan tener 6 partidos disputados en la Primera Fase.

– El sorteo de estos emparejamientos se desarrollará en el mes de marzo y será bajo un criterio geográfico.

– Los ocho mejores ubicados en la tabla general, al cabo de los seis partidos, clasifican directamente a la Tercera Fase (octavos de final), mientras que los equipos ubicados en los puestos 9 al 24 acceden a la Segunda Fase (repechaje).

Como se puede apreciar, este formato de disputa termina fidelizando a los equipos campeones en sus respectivas departamentales; es decir, al rivalizar enteramente con subcampeones, sus chances de acceder a la siguiente instancia de la nueva Etapa Nacional son mayores, a la vez que para los subcampeones terminará resultando más retador hacer frente solo a clubes campeones, situación que genera dos escenarios: mayor competetividad en el desarrollo de este etapa del torneo (menos posibilidades de deserciones sobre la marcha) y, a la vez, convierte a la final de la Etapa Departamental, a diferencia de años anteriores, en el que incluso se resolvía por un mero sorteo, en un acontecimiento importante para efecto de sus próximos emparejamientos.

No olvidar que, según este rol de emparejamientos, los subcampeones (en teoría los más débiles) juegan en casa en la fecha 6, por lo que podrían pelear su chance de clasificación hasta la última jornada. Además, otro aspecto a resaltar, que apuntó muy bien Leandro Shara en la entrevista en DeChalaca Radio, es que echaron a rodar un software en el que, técnicamente, a la fecha 5, solo habría un equipo eliminado y un equipo clasificado a octavos de final, por lo que casi el 100% de los 50 participantes tendría chances de avanzar hasta esa jornada, cuanto menos, al repechaje (Segunda Fase). Esto va a potenciar el modo de competencia, ya que va a impedir que se produzcan la manipulación de resultados y mucho menos mirar de reojo los acomodos de resultados en otros escenarios.

Asimismo, para efectos económicos, el modo de competición, que en realidad sustituye a la Etapa Regional, genera menos gastos, ya que todos los equipos, en seis partidos, solo van a viajar en dos oportunidades, a diferencia del formato anterior en el que, además de estar agrupados, necesariamente tenían que salir de su localidad hasta en cuatro ocasiones.
Etapa Nacional: Segunda Fase
Para esta instancia de la Etapa Nacional, que en realidad es una fase de repechajes, se va a considerar a la tabla de posiciones general que se detalló líneas arriba: la van a disputar, en duelos de ida y vuelta, los equipos que se ubiquen del puesto 9 al puesto 24. ¿Cómo así? Con emparejamientos al estilo Copa Libertadores (sistema innovador que, dicho sea de paso, nació gracias a la sugerencia que, en su momento, Leandro Shara le hizo saber a la Conmebol). Sería así:

. Clasificado 9 vs. Clasificado 24
. Clasificado 10 vs. Clasificado 23
. Clasificado 11 vs. Clasificado 22
. Clasificado 12 vs. Clasificado 21
. Clasificado 13 vs. Clasificado 20
. Clasificado 14 vs. Clasificado 19
. Clasificado 15 vs. Clasificado 18
. Clasificado 16 vs. Clasificado 17

Los equipos con ventaja deportiva (los que se ubican del puesto 9 al 16) tienen la potestad de elegir la localía (no necesariamente van a ser visitantes en el duelo de ida y locales en el duelo de vuelta).

– Los ganadores de cada llave clasifican a la Tercera Fase (octavos de final), pero para efectos de emparejamientos se van a ordenar en esa instancia de acuerdo con su ubicación en la tabla de posiciones general de la Primera Fase.

– Si hay empate en goles o en puntaje en cada una de estas llaves no van a haber ni alargues ni definiciones por penales: la clasificación se va a resolver de acuerdo con la ubicación en la tabla de posiciones general. En este caso, pues, los clubes que parten del puesto 9 al 16 le podrían sacar provecho a su ventaja deportiva.

Etapa Nacional: Tercera Fase
Esta es la instancia tradicional de la Etapa Nacional, que involucra a 16 equipos que arrancan su eliminatoria desde octavos de final. No obstante, como ya se detalló, está sujeta a cambios radicales. Se disputará de la siguiente manera:

– Los octavos de final de la Etapa Nacional la disputan los ocho primeros de la tabla de posiciones general de la Primera Fase (que accedieron directamente a esta instancia) y los ocho clasificados a través de la Segunda Fase.

– Los emparejamientos también van a ser al estilo Copa Libertadores, considerando que los ocho clasificados de la Segunda Fase están ordenados de acuerdo con su ubicación en la tabla de posiciones general. Sería así:

. Clasificado 1 vs. Clasificado Segunda Fase 8
. Clasificado 2 vs. Clasificado Segunda Fase 7
. Clasificado 3 vs. Clasificado Segunda Fase 6
. Clasificado 4 vs. Clasificado Segunda Fase 5
. Clasificado 5 vs. Clasificado Segunda Fase 4
. Clasificado 6 vs. Clasificado Segunda Fase 3
. Clasificado 7 vs. Clasificado Segunda Fase 2
. Clasificado 8 vs. Clasificado Segunda Fase 1

– Los ganadores de estas llaves clasifican a cuartos de final y, para efectos de emparejamientos, se van a ordenar de acuerdo con su ubicación en la tabla de posiciones general de la Primera Fase. Esta disposición se va a respetar hasta el término del certamen, de tal manera que, en modo de disputa más justo, los clasificados 1 y 2 en dicha tabla general no tendrían forma (si queman todas las instancias) de enfrentarse sino hasta la gran final del “fútbol macho”.

– Cuartos de final:
. Cuartofinalista 1 vs. Cuartofinalista 8
. Cuartofinalista 2 vs. Cuartofinalista 7
. Cuartofinalista 3 vs. Cuartofinalista 6
. Cuartofinalista 4 vs. Cuartofinalista 5

– Semifinales:
. Semifinalista 1 vs. Semifinalista 4
. Semifinalista 2 vs. Semifinalista 3

– Final:
. Finalista 1 vs. Finalista 2
(Fuente: De Chalaca).